Zabala Chacur: “Nos enorgullece que San Luis no tenga deudas, pero es muy triste ver al resto de las provincias tan endeudadas”

La ministra de Hacienda, Natalia Zabala Chacur, analizó el informe sobre las enormes deudas en dólares de casi todos los distritos argentinos que publicó el portal web Infobae.com, y criticó las decisiones políticas y económicas que tomó, desde que asumió, el presidente Mauricio Macri. La funcionaria valoró la administración sanluiseña y subrayó el acierto del gobernador Alberto Rodríguez Saá de no firmar el Consenso Fiscal.

 

Tras la publicación de un informe realizado por consultores privados que revela el enorme endeudamiento en dólares al que se han sometido casi todas las provincias argentinas y la Ciudad Autónoma de Buenos Aires, la ministra de Hacienda Natalia Zabala Chacur y sus colaboradores Eloy Horcajo (coordinador del Ministerio de Hacienda) y Matías Follari (jefe del Programa Sociedades del Estado y Entes) analizaron el dramático panorama del país, y avizoran que el futuro macro-económico nacional no evidencia síntomas de mejoría.

Según el artículo publicado por el portal Infobae.com, la suma total de la deuda en dólares tomada por las provincias y CABA alcanza los U$S20.466 millones. Precisamente la Ciudad Autónoma de Buenos Aires y Chubut son los distritos más endeudados, seguidos por Córdoba y Jujuy.

“Leímos con atención el informe publicado por ese medio nacional y estamos orgullosos de ser una provincia bien administrada. Pero lo que ocurre con el resto surge como consecuencia de la gestión del presidente Mauricio Macri”, expresó Zabala Chacur al inicio de la charla con ANSL.

“Recordemos que, allá por 2016, cuando se firmó el Pacto Fiscal al que San Luis se opuso rotundamente, una de las zanahorias que Nación les ofreció a las provincias para que renunciaran a todos los juicios que tenían en su contra era, justamente, este goteo del 3 por ciento que implicaba la devolución de la retención de ANSeS del 15 por ciento mal hecha a toda la República Argentina. Las provincias, al encontrarse desfinanciadas en ese momento, recurrieron a préstamos en el exterior que garantizaban, con esta devolución del 3 por ciento anual que iba a hacer la Nación. Esto no ocurrió y éstas son las consecuencias. Se encontraron con dos caras de lo ofrecido por Nación. Por un lado, las provincias se venían obligadas a endeudarse porque el Gobierno nacional no les daba lo que les correspondía, que era simplemente dejar de retener el 15 por ciento de la coparticipación, que se lo llevaban directamente a la ANSeS, cuestión que a San Luis no le ocurrió porque no firmó el Pacto Fiscal y recibió ese 15 por ciento en tiempo y forma. Como no podían dejar de retener el 15 por ciento de una sola vez, comenzaron a no retener el 3 por ciento denominado ‘goteo”, expresó la ministra.

“Era necesario tener más fondos para que las provincias se financiaran. Por eso tomaron deuda en el exterior. Se endeudaron en dólares. Ahora, con la gran devaluación que hay, están en una situación de emergencia. Llegaron hasta acá por el desfinanciamiento. Y por seguir esta zanahoria que les ofrecieron del famoso 3% del goteo que les hubiera correspondido. No es el caso de San Luis, porque la Provincia sí goza de la no deducción del 15% que cobra actualmente”, remarcó.

En otro tramo de la charla, la funcionaria hizo hincapié en otra decisión errónea de la administración Macri, que prometió beneficios al principio y con el tiempo terminó asfixiando aún más a las provincias.

“Cuando Macri asumió, creó o le volvió a dar vida a esto de la Responsabilidad Fiscal, que en definitiva radicaba en que las provincias se comprometían a achicar la deuda en el corto plazo y a tener un presupuesto destinando cada vez más recursos a los gastos de capital y menos a los gastos corrientes, hasta lograr un equilibrio similar al que tiene San Luis actualmente. Nación lo proponía, pero hacía imposible que las demás provincias lo cumplieran a raíz de las medidas económicas que tomaba”, sostuvo.

“De hecho, el Consenso Fiscal también imponía a las provincias bajar las alícuotas de Ingresos Brutos para poder lograr esto de eliminar en el corto plazo este impuesto. Las provincias no sólo que no pudieron bajar las alícuotas, les costó muchísimo hacerlo, sino que algunas que lo lograron tuvieron como consecuencia el incumplimiento de la Nación en el envío de recursos como, por ejemplo, el Fondo Federal Solidario, que era una de las zanahorias que les ofreció Nación para firmar el Consenso Fiscal”, agregó.

“Ver este informe y que San Luis no tenga deuda alguna es un orgullo. Pero nos pone muy tristes ver cómo el resto de las provincias sufren semejante endeudamiento. El Gobierno nacional es culpable de las políticas macr-económicas que colocaron a las provincias en esta situación”, lamentó.

Horcajo: “Las provincias están en un escenario de default”

El coordinador del Ministerio de Hacienda también reflexionó sobre el durísimo panorama que afrontan las provincias y sus deudas en dólares.

“El panorama es complicado. Las provincias no fijan las políticas monetarias nacionales. Pero para afrontar esta deuda en dólares tendrán que disponer de más recursos y no los tienen. Están en un escenario de default, o bien tendrán que recurrir a algún tipo de asistencia nacional que también está atravesando una situación de casi default, con el reperfilamiento de sus deudas. Es un panorama complejo para resolver, tanto para las provincias como para la Nación”, consideró.

Follari: “ El futuro es angustiante, no hay variables positivas”

El jefe del Programa Control Sociedades del Estado y Entes del Ministerio de Hacienda, Matías Follari, opinó sobre el panorama sombrío de las provincias, el futuro económico del país y de la administración puntana.

“Evidentemente el modelo San Luis y el Presupuesto que se presentó al 31 de agosto en la Legislatura, que es un presupuesto equilibrado que hace muchos años aplica la Provincia como una de sus políticas, es el modelo a seguir por las provincias y también sería ideal que lo siga la Nación. La trampa de la deuda externa básicamente nos lleva a una situación de pobreza, indigencia y desocupación”, destacó.

“Hay que pensar que para el año que viene la Argentina tiene que pagar 20 mil millones de dólares, entre intereses y deuda. Y el Presupuesto contempla un ahorro de cinco mil millones, con lo cual quedan quince mil millones que nadie sabe todavía cómo se pagarán. Imaginen ese escenario a nivel nacional. Realmente es angustiante porque no hay ninguna variable macroeconómica que nos indique que la situación mejorará o que crecerá la economía. En ese sentido el Presupuesto de San Luis, que es equilibrado, y reparte con equilibrio sus recursos y que otorga la mayor parte de su presupuesto a la educación, la salud y la seguridad, es una política muy acertada del Gobierno provincial”, consideró.

Nota, y fotos: ANSL.